Más de Monsi (y de padres)

 

Oyente confeso de Radio AI (la guapachosa, cosquilleante y cascabelera), Carlos Monsivais ha sido quizá sobreevocado por las ondas hertzianas. A una semana de sus exequias, cada comentarista aportaba aún testimonios de vivencias compartidas. Apuntémonos.

 

Todavía este domingo 27, Monsivais disputó micrófonos a la Selección Nacional. Incluso mientras el encuentro con Argentina se efectuaba y retransmitía por radio (usó audio de la tele), don Pedro Ferriz y Jacobo Morett recordaban pasajes por Reporte 98.

   Entre otros sesgos de Monsivais, apuntaron algo poco abordado en los testimonios vertidos en otros medios: el apoyo brindado al principio por don Fernando Benítez, el legendario creador de suplementos culturales.

   Por cierto, Zabludovsky también estuvo al aire este domingo, en vivo, captando originales reacciones del desarrollo del partido. Recogió, por ejemplo, cómo se vivieron los goles en un restaurante argentino.

   Desde el oportuno especial de Radio Universidad, el sábado anterior, en que se repitieron fragmentos de sus programas acerca del cine, difundidos originalmente a través de la misma XEUN, no se ha dejado de mencionar al cronista del 68 y de todos los movimientos posteriores.

   Ese ángulo de espectador, crítico y guionista de programas en torno al cine, por cierto, faltó detallar a La Moviola, de Radio ABC, que sí abordó la faceta de Monsivais como escritor de temas artísticos. Caso Pedro Infante, por ejemplo.

   Desde Radio Universidad, en la semana, Granados Chapa computó la temática recurrente y áreas de acción de Monsi: diecisiete en total. Ya para este domingo, en Fórmula, el maestro recordó alguna revelación del propio Carlos en torno a la figura de su padre, que solía omitir.

   Ricardo Rocha refirió tres detalles: cuando Azcárraga aceptó que lo llevara a colaborar a Televisa, una vez que prometió regalarle un libro en cuanto terminara de leerlo (lo que hizo al término de un vuelo) y su comentario a lo que se esperaba del sexenio de Zedillo: que lo acabara…

   De seguro la intención de Rocha fue buena, pero el día que los intelectuales que criticaban a los medios electrónicos fueron incorporados a sus nóminas, ese día se frenó la evolución que tanto costó detonar.

   Y a propósito de la relación padre-hijo, Jacob Morett tuvo en R-13 a su progenitor como invitado. Esto, claro, con motivo al pasado “Día del padre”. Detalle digno de consignarse.

   Otro tanto pudo hacer Ferriz de Con, pero al menos es el encargado de distribuir el libro de su abuelo, que recién se ha puesto en circulación.

   Cuando se despidió del aire la original Radio AI, honor que casualmente nos correspondió, Monsivais se refugió a veces en una señal que casualmente también nos tocó poner al aire: La Consentida. Ahí sus programas favoritos fueron el de Pedro Infante y… “Los adoloridos”.

   Con razón el pueblo ha llorado la muerte de un escritor. Era pueblo. (JGN).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: